Este miércoles se confirmó la muerte del jefe de grupo Wagner Yevgeny Prigozhin, quien viajaba en el avión que fue derribado por un misil tierra-aire en Rusia. Sin embargo, las inquietudes en torno al “supuesto” accidente comenzaron a surgir con el pasar de las horas. En este contexto, el Pentágono indicó que “no disponen de información alguna que lleve a pensar que haya sido un misil tierra-aire lo que causó la caída”, sembrando aún mas dudas. 

«Nuestra evaluación inicial es que es probable que Prigozhin haya muerto«, señaló Pat Ryder, portavoz de Departamento de Defensa ante una consulta de la prensa. «Seguiremos evaluando la situación«, añadió.

El fundador y dueño de la compañía militar privada rusa, que luchó en la guerra en Ucrania, figuraba en la lista de siete pasajeros que iban junto a tres miembros de la tripulación en el avión privado que viajaba de Moscú a San Petersburgo cuando se estrelló en la provincia de Tver.

Según el servicio de emergencias, los rescatistas encontraron los 10 cuerpos en el lugar del hecho. Entre los presuntos fallecidos también está Dmitri Utkin, mano derecha de Prigozhin. Este exoficial de los servicios de inteligencia militar rusos ejercía como comandante operativo de Wagner.

El presidente ruso, Vladimir Putin, quien tenía una tensa relación con Prigozhin luego de que este encabezara la sublevación, se refirió este jueves por primera vez al tema en una intervención transmitida por televisión.

CANAL 26