La tradicional Feria de los Deseos de Lima, Perú, abrió sus puertas para un gran número de personas esperanzadas en el año entrante. En el mismo y por una pequeña suma de dinero, los visitantes pueden acudir a los chamanes indígenas para pedir protección contra la mala suerte en 2024.

En los puestos, los líderes realizan limpiezas espirituales mediante rituales con flores y perfumes e incluso utilizan huevos para limpiar el cuerpo de vibras negativas.

Durante la feria, que se extenderá hasta el 31 de enero, se representan en miniatura todos los objetos y objetivos que la gente desea para el año que entra. Entre otras tantas cosas, se venden pequeñas casas y vehículos, certificados de buena salud, diplomas universitarios y dinero.

Antes de ser comprados, estos diminutos objetos llamados «alasitas», que en lengua indígena aymara significa «cómprame», tienen que ser bendecidos previamente por un chamán.

Canal 26