El mundo teme por una escalada regional en Medio Oriente del conflicto entre Israel y Hamás en la Franja de Gaza. Los bombardeos y el bloqueo casi ininterrumpido de las tropas israelíes al enclave palestino desataron una estremecedora crisis humanitaria, que parece no tener fin desde que Benjamín Netanyahu, el primer ministro israelí, se propuso liquidar al grupo islámico que controla la Franja.

En este marco, algunos funcionarios estadounidenses sospechan que el mandatario de Israel busca extender el conflicto para sobrevivir políticamente. 

Movilización contra Netanyahu. Video: Reuters.

En este contexto, más de una docena de funcionarios de la Administración de Joe Biden y diplomáticos dialogaron con el medio The Washington Post, donde abordaron la «delicada situación» militar entre Israel y Líbano. Dos de esas fuentes advirtieron de que una nueva investigación secreta de la Agencia de Inteligencia de Defensa (DIA) estadounidense concluyó que será difícil para las Fuerzas de Defensa de Israel (FDI) tener éxito en una posible incursión en el territorio controlado por Beirut, porque los activos y recursos bélicos israelíes están muy dispersos por el conflicto en Gaza.

Canal 26