El Kremlin designó como nuevo jefe de la Armada rusa a Alexandr Moiséyev, tras la destitución de Nikolái Yevménov ocurrida cuando se hundieron varios buques de la Flota del Mar Negro por los ataques ucranianos. Esta parte del despliegue militar ruso sufre un fuerte impacto desde el inicio de la guerra, con un tercio de la flota destruida por Ucrania.

Encontrá más vídeos

El 10 de marzo pasado el diario ‘Izvestia’ y el portal digital Fontanka comunicaron que Yevménov, quien estaba a cargo de la Armada desde 2019, había sido sustituido por Moiséyev tras el hundimiento de varios barcos rusos en el mar Negro, una información que el Kremlin no confirmó pero tampoco desmintió.

Con misiles y drones navales y aéreos de manufactura propia, Ucrania logró destruir desde el inicio del conflicto bélico un tercio de los buques de la Flota del Mar Negro, que tanto daño le provocó en los primeros meses de hostilidades.

Canal 26